domingo, 18 de julio de 2021

13 AÑOS - Causa Matanza Riachuelo - 13 AÑOS

 
 

«¿Y por qué está prohibido navegar el Riachuelo? Los intereses de neoliberalismo urbano más los caprichos de un juez, la inacción  de la Corte Suprema, junto a la complicidad de funcionarios y organismos son un cóctel explosivo. Hace años venimos bregando por una cuenca para todxs sin obtener respuestas...  El nuevo paradigma generado por la Covid 19 pone en valor las olvidadas condiciones de cubaje de aire y ventilaciones cruzadas, la luz del sol y el espacio verde, es decir, la arquitectura integral. Debemos planificar ciudades más humanas y dignas...»
 
 

Causa Matanza Riachuelo
 
13 años, 13 testimonios
 
El 8 de julio de 2008 la Corte Suprema de Justicia de la Nación dictó sentencia definitiva en cuanto al estado de la contaminación de la Cuenca Matanza Riachuelo determinando la responsabilidad del Estado Nacional, la Provincia de Buenos Aires y CABA en materia de prevención y recomposición del Daño Ambiental existente en la Cuenca. Establece un mandato de cumplimiento obligatorio, en cabeza de la Autoridad de Cuenca Matanza Riachuelo (ACUMAR) –sin perjuicio de la responsabilidad de los estados- consistente en un programa de políticas públicas concretas en materia ambiental cuyo fin es la mejora de la calidad de vida de los habitantes, la recomposición del ambiente y la prevención de daños con suficiente y razonable grado de predicción.
 
En lo que al día de hoy se considera un fallo histórico la CSJN además en su sentencia diseña un modelo de seguimiento y contralor del cumplimiento de las “mandas” muy novedoso en términos de participación ciudadana, constituyendo un Cuerpo Colegiado integrado por cinco organizaciones de la Sociedad Civil y apoyadas desde la coordinación y el apoyo técnico operativo en la Defensoría del Pueblo de la Nación, institución que cabe aclarar se encuentra vacante hace ya once años.
 
No agregamos demasiado a la discusión pública que creemos que hay dar sobre este tema si decimos que a trece años de dicho fallo las tareas pendientes son mayores que los logros, hemos sostenido en innumerables oportunidades y espacios que la contaminación no solo enferma en el corto o mediano plazo, sino que convivir con ella constituye una evidente desigualdad y carencia de derechos en los sectores más vulnerables de nuestra sociedad. También hemos dicho, y lo reiteramos, que así como la Cuenca Matanza Riachuelo constituye uno de los territorios más contaminados del planeta donde viven más de 5 millones de habitantes solo lograremos como sociedad saldar esta deuda con un gran acuerdo que posibilite la concreción de políticas de estado que se mantengan a lo largo de las diferentes gestiones y no que sean permanentemente motivos de marchas y contramarchas por las variaciones de los colores políticos de cada una de las tres jurisdicciones comprometidas en la solución.
 
Desde la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires siempre hemos apostado por ese camino, el impulso del Foro Permanente de la Cuenca Matanza Riachuelo con organizaciones, personalidades, universidades, Defensorías del Pueblo que forman parte de la Cuenca, entre otras, ha constituido y constituye un espacio que creemos que debe servir para enriquecer el debate y el modelo de gestión institucional, también publicamos un estudio comparativo elaborado por el licenciado Antonio Brailovsky, que es palabra autorizada en la materia y quien además forma parte de esta casa, con el antecedente de la limpieza del Támesis, que tuvo 120 años de política pública sostenida.
 
Hoy, a 13 años del fallo de la corte, reiteramos el reclamo realizado en el 2018 en nuestro paso por la audiencia de ACUMAR que se llevó a cabo en la universidad de Lanús donde se dejó en evidencia que la sentencia de la corte no se cumple, es inminente la definición de propuestas y presupuesto, la incorporación al cuerpo colegiado de las Defensorías del Pueblo y Pública de la Ciudad de Buenos Aires como la Defensoría de la Provincia de Buenos Aires, más allá de la de Nación este o no designado su autoridad. También solicitamos la creación de políticas ordenadas, programadas y con presupuestos claros además de la creación de juzgados ambientales para que se establezcan penas y condenas a los que comentan delitos ambientales.
 
Esta publicación en la cual han hecho sus aportes importantísimos actores institucionales y sociales también se inscribe en nuestra propuesta de sumar voces a la solución de un problema que ya no debe esperar más. El fallo de la Corte es claro y su vigencia está presente. La pandemia solo nos recuerda y potencia que el planeta nos da señales inequívocas que “la casa común”, en este caso la Cuenca Matanza Riachuelo, necesita de nosotros y que entre todos debemos esforzarnos para alcanzar el equilibrio, la armonía y el bienestar entre nosotros y con la naturaleza.
 
Defensor del Pueblo de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires
 
 
 
→ UNO DE LOS 13 TESTIMONIOS SOBRE LA DRAMÁTICA REALIDAD DE LA CUENCA DEL RÍO MATANZA RIACHUELO PUBLICADOS POR LA DEFENSORÍA DEL PUEBLO ES EL DE NUESTRO COMPAÑERO GUSTAVO CAÑAVERAL...
 
 
 

Un poco de historia     

Para recordar esta fecha (8 de julio 2008) me tengo que remontar a muchos años atrás cuando el Riachuelo era el río chuelo de nuestros hermanos querandíes. La confluencia del río Chuelo y el río de la Plata generó una cultura del encuentro, un sitio de abrigo, y un espacio  espiritual que aún recuerdan los querandíes que resisten al olvido.  Creo que es esto, no olvidar el pasado y proyectar el futuro: una causa que se inicia en  un espacio urbano desarrollado entre un polo petroquímico y una población histórica como es Villa Inflamable

La población estaba antes que el polo desarrollado en las primeras décadas del siglo 20, al compás del puerto nuevo de Buenos Aires que desarrolló una estructura para el combustible recientemente aplicado en el país, preparando un lugar al sur de la ciudad capital y en línea de observación y vinculación entre el puerto y el poder.  La defensa de ese territorio desde el agua y el control de lo que allí se procesaba quedaba en secreto desde entonces, esos secretos que no se conocían: como los efectos que podía generar en el ambiente y en la salud de los trabajadores y de la población circundante son la matriz de esta causa, la generadora de este fallo.

Pasaron  100 años desde aquel polo petroquímico, mucha agua ha corrido y esa agua sigue aún  muy turbia.

Para demostrarlo podemos tomar la historia de los últimos  32 años  como para tener una referencia de dónde estamos hoy. Quizás en el años 89 (y la década del 90) las decisiones políticas desde  el poder ejecutivo y a través de una Secretaria de Recursos Naturales y Ambiente Humano (así se llamaba) de esos decretos, ya sea el decreto 674/89, o el decreto 1093/93, el decreto 482/95, ubicado ya una vez realizada  la reforma constitucional del 94 y que afirma el artículo 41 sobre el derecho al ambiente sano, para llegar a la crisis del 2001 y luego la Ley general del Ambiente 25.675 del  año 1992.

Hubo que esperar estas normativas para que la presentación judicial de trabajadores y vecinos de Villa Inflamable (Dock Sud, Avellaneda,  provincia de Buenos Aires) en el año 2004, pueda ser considerada por la Corte en el año 2006, luego a través de la Corte obligar a los gobiernos a promulgar leyes tanto en la Ciudad de Buenos Aires como en la nación.  

Ese mismo año 2006, aparecen esas normativas hasta la ley de ACUMAR a fin de año, la ley 26.158 que organiza la estructura del abordaje hacia la cuenca tomando la historia del anterior comité ejecutor de la cuenca Matanza Riachuelo, de los anteriores decretos de la década del 90. Claro que hasta aquí, los ejecutivos y los legislativos intentaron dar respuestas (insuficientes).

Las audiencias entre el 2006 y el 2008 dieron un marco para este fallo llamado Mendoza, Beatriz Silvia y otros c/ Estado Nacional y otros s/daños y perjuicios-daños derivados de la contaminación ambiental del Río Matanza Riachuelo, o “Causa Matanza Riachuelo”. Hoy cumple 13 años de una historia enigmática, de dobles discursos políticamente correctos, muy loables, pero que en el fondo no se cumplen. Objetivos incumplidos: por los jueces y poderes ejecutivos diversos, poderes legislativos, organismos de control ausentes, en síntesis, lo permanente no cambió nada.

Aquel polo petroquímico generaba las primeras movilizaciones contra una planta de coque de una destilería o contra otros olores y gases en Dock Sud. Movilizaciones profundamente trabajadas por colectivos vecinales, nunca fueron tomadas en cuenta. 

Aún hoy, Villa Inflamable muestra la peor cara de esta historia: la cara de los olvidados de siempre que son utilizados para generar créditos internacionales para subsidiar infraestructuras o burocracias políticas al servicio de intereses solamente inmobiliarios para sectores premium o vip.

Veamos: si las obras públicas y las infraestructuras bajo tierra son obras fundamentales para planificar áreas metropolitanas y generar nuevos desarrollos urbanos y valorizar tierras, el plan ha funcionado para quienes lo diseñaron.

Es decir, la Corte y su fallo marcaron líneas y tendencias. Ese fallo de 2008, podemos afirmar, ordenó a los estados hacer las obras de cloacas estructurales para las orillas del Riachuelo, sólo para la ciudad de Buenos Aires y la orilla sur del Riachuelo, con plantas de tratamiento, y luego en 2018, AYSA incluyó en una audiencia en la Corte Suprema de Justicia (y sin análisis técnico del sistema de tratamiento, ni  audiencia  pública con la ciudadanía) un nuevo caño cloacal desde San Fernando para que desagote en Dock Sud. Dicho plan funcionó a la perfección.

La pregusta necesaria es: ¿era prioritario ese caño colector norte? ya que no se terminó el caño del Sistema Riachuelo paralelo al curso del Riachuelo, y falta mucho para terminarlo. El tema es: ¿por qué tanto apuro? y entonces sí, vemos para quiénes es la obra y para qué emprendimientos. Veremos la trama del poder del urbanismo: es sólo para grandes negociados inmobiliarios sobre las costas. Y todo justificado con un discurso ambiental basado en leyes y decretos, basado en “preocupación por la salud”, basado en mucha preocupación por las poblaciones contaminadas, por el suelo o por el agua o por el aire.

Todo es un “discurso políticamente correcto”. La triste realidad que podemos asegurar después de 13 años, es que recorrer la cuenca es otra cosa. Una cosa es la legalidad y otra cosa la justicia. Aprendimos a ver el paisaje del Riachuelo desde que nacimos y antes de nacer ya había una historia de antepasados que fueron expulsados y asesinados. 

El nombre riachuelo “matanza” nunca nos dejará tranquilos, ese nombre “matanza” que naturalizamos tan simplemente. Debiéramos preguntarnos: ¿por qué se llama así? Me lo pregunté desde chico. La respuesta es esta causa, no importa la salud de la población, ni sus suelos contaminados, ni el plomo en sangre de los niños, y tampoco la contaminación o los desechos que se tiran. Todo tuvo un objetivo, y realmente es “exitoso” (para ellos), porque no tiene fisuras.

Ese objetivo es el juego de la oca, siempre volvemos al año 89. 

 

Urbanismo y Arquitectura

 Esa creación del “desarrollo urbano” de esa época, donde las áreas centrales de las ciudad se empiezan a ver como “joyas a descubrir por al gran capital”, para distribuirse en el mundo post caída del muro, y a partir de esos conceptos de la aldea global, en las áreas centrales, el urbanismo pasó a ser la guía de los inversores inmobiliarios para el saqueo de las costas y de esas áreas centrales. Y vinieron las costas y ríos y aguas contaminadas para transformar los paisajes en otras imágenes que sean como las de las grandes capitales mundiales. El marketing urbano es lo único. ¿Y La salud de la población?

Tomemos por caso, la población de Villa Inflamable, ni hablar del resto de la cuenca.  En cada una de las localidades no fue atendida, con lo cual la permanencia de estos poderes se expresan en el juez Luís Armella y sus fallos escritos y aceptados por la Corte respecto del destino del Riachuelo, con su plan de reordenamiento.

No somos nosotros, sino el juez Armella y los fallos que aún perduran, los que invocan el futuro del área. Eso es lo legal y permanente. Y por supuesto, allí está el paisaje y su apropiación de parte de este modelo neoliberal del urbanismo que ante la Covid 19 y la realidad, ahora necesita del Estado para salvarse. Antes, eran estrategias de inversión para el privado, para que invierta, por eso los códigos a medida que han conseguido.

¿Y porque está prohibido navegar?, eso también, quedó ahora para que en el futuro discutamos su uso. El nuevo paradigma generado por la Covid 19 pone en valor las olvidadas condiciones de cubaje de aire y ventilaciones cruzadas, la luz del sol y el espacio verde, es decir, la arquitectura integral. Debemos planificar ciudades más humanas y dignas. ¿Seremos Capaces? Con esta causa Matanza Riachuelo está por verse. En sus arquitecturas a realizar tomando en cuenta estos parámetros, la cuestión ambiental, el transporte, el trabajo y las relaciones con una industria que cumpla condiciones de no contaminación, donde exista el esparcimiento familiar y la salud (esto en primer lugar: “donde entra la luz del sol no entra el médico”, decía un refrán). La salud y el paisaje, el doctor Ramón Carrillo y su medicina preventiva. Esperamos un nuevo “Plan Carrillo”, para cumplir con las mandas y leyes respecto del seguimiento de  la salud de la población que padece dicha contaminación, para regenerar el suelo contaminado con biorremediación, saneamiento integral de cuencas: la del arroyo Cildáñez, la del arroyo del Rey, las lagunas pluviocloacales de Villa Inflamable o las calles pluviocloacales del Barrio Ramon Carrillo en CABA, las viviendas aún adeudadas del barrio Lamadrid en La Boca, las obras que faltan del barrio 21-24, Ciudad Jardín en Lanús, Lomas de Zamora, Villa Fiorito, La Matanza, todas las conexiones de redes de infraestructura de toda la cuenca, tanto de pluviales para no inundarse, de agua domiciliaria, de cloacas y de redes eléctricas seguras, así como redes de agua para incendio. Todavía esperan terminarse en cada una de las viviendas, elementos básicos que aún faltan.

 

Sueños

 Muchos soñamos en forma colectiva con un Riachuelo  distinto  al de la mirada del inversor que solo ve torres para ricos y barrios privados náuticos en las costas. Muchos queremos un Riachuelo navegable  y productivo  para la inclusión social, cultural y laboral, donde el turismo social podrá ser un medio para generación de trabajo entre otras industrias, de tecnología no contaminante, en  un paisaje pedagógico de toda su  historia de luchas y resistencias, empezando por reivindicar la memoria de los querandíes que habitaron estas tierras,  especialmente esta cuenca. Soñamos también con un Riachuelo que sirva para unir ambas orillas por las noches con  luz y color, y que existan cada tanto en sus costas columnas con paneles solares que permitan señalar los índices de contaminación del aire de cada barrio. Soñamos con estaciones fluviales que nos lleven desde la intersección de la Ricchieri con el río Matanza Riachuelo y allí construir  un centro de interpretación de la historia argentina con una escultura gigante de una familia querandí para  mirar y conocer al llegar a la ciudad y al país. Desde allí, podremos tomar una lancha y recorrer el Riachuelo completo hasta el Rio de la Plata parando en estaciones fluviales y poder llegar por el río  hasta Aeroparque o hasta el Tigre y hasta el sur, a la ciudad de Quilmes o La Plata, aprovechando el río, la movilidad por el agua. Así tendremos ese Riachuelo como  encuentro de cuencas, como lo entendían los querandíes, que aún viven en sus tierras, en sus  barriadas populares de las comuna 4, 7 y 8 de la ciudad, o en Lomas de Zamora, Fiorito, Lanús, Villa Jardín, Avellaneda, Dock Sud, La Matanza o Esteban Echeverría.

Están presentes en la defensa de los humedales y reservas de toda la cuenca, sus descendientes nos interpelan y nos obliga a seguir exigiendo un hábitat integral digno, salud digna, trabajo, educación, y transporte accesible y dinámico para el desarrollo económico. El mismo con valor agregado ambiental: serán  lanchones en base a  energía solar y electricidad para no contaminar. Nadie nos quita nuestros sueños de acceder a los beneficios que genera una obra pública de esta magnitud de recuperación integral de un ambiente, de un paisaje y de una  ciudadanía con muchas necesidades y, como decía Evita: “donde hay una necesidad  hay un derecho”.

 

Futuro

Podemos decir entonces que el futuro del Riachuelo debe ser  libre de contaminación ambiental para  garantizar la salud de la población como al principio de la causa, que ese futuro se compone de fragmentos a recomponer mentalmente, de una sumatoria de elementos en ese valle de inundación de la cuenca.

Estarán allí los conventillos recuperados para vivienda popular o para el turismo social, la extensión del área turística de La Boca como un casco histórico porteño nuevo, la puesta en valor de Barraca Peña, primer puerto de la ciudad; el permanente recuerdo de Quinquela Martín; la reactivación de los puertos en estaciones fluviales para transporte colectivo popular en lanchas solares, las  barcazas de frutas y verduras viniendo del Paraná navegando hacia el mercado central, las fábricas modernas de alta tecnología generando trabajo,  los distintos puentes ya sean  metálicos o de hormigón con la altura suficiente que permitan navegabilidad, los barcos y trenes, los mercados abiertos al turismo, los barrios populares con hábitat digno incorporados al desarrollo económico, los nuevos parques y calles de borde con grandes arbolados donde se vean las estaciones fluviales a cada lado del Riachuelo, las tipologías de viviendas ribereñas post covid con  ventilaciones cruzadas y luz, que sean accesibles y al costo para mixtura social para todos y no para el sector premium, la  generación de un stock público de viviendas para políticas de  alquiler social, los trabajadores con sus familias disfrutando  con sus  niños alegres  jugando al costado del río, los recuperadores urbanos recolectando para poder trabajar y vivir de ese producto; los autos, camiones, transportes urbanos, monorrieles y tranvías, todo esto es  patrimonio a resguardar en la memoria, siendo el más importante: el agua misma del Riachuelo y sus profundidades. Todo un relato.    

 

Epílogo

 Finalmente podemos decir que estos años junto a un equipo profesional con el arquitecto Adolfo Rossi y Daniel Mancuso construímos un medio de comunicación en internet llamado “Proyecto Riachuelo” (https://proyectoriachuelo.blogspot.com/) sobre política, arquitectura, ambiente y  urbanismo, desde una mirada integral del Riachuelo, navegable y productivo, con propuestas y proyectos, analizando lo mucho que falta para lograr un Riachuelo para todos.

Dicho medio de comunicación nos permitió conocer a muchas personas en diversos sitios de la cuenca,  y soñar juntos, articulando ideas para resolver necesidades colectivas, dentro de muchísimas actividades, entre las últimas realizamos una jornada con diversas organizaciones en mayo del 2017 en la UNDAV analizando la causa Matanza Riachuelo hasta ese momento, que se transformó en el documento llamado Desde el Río, y en un video a través de otro medio llamado Urbana Tevé, un canal comunitario de la villa 31. Invito a ver el video y escuchar la situación de muchos actores de la cuenca. Luego dicho documento fue enviado a autoridades nacionales y a las Naciones Unidas expresando nuestros reclamos, pero nunca recibimos ni una contestación.

Seguramente no querer ver La realidad de la población de esta causa es el tema. Se describe mejor recorriéndola en cada comuna, en cada camino de sirga ribereño que falta, en el nulo seguimiento de los problemas de salud de población infantil en la cuenca, salvo una experiencia en Lanús, de una escuela que tuvo la lucidez de controlar y monitorear la salud de sus niños no hay seguimiento de la población ribereña o de la cuenca.

Se describe también  en la situación de Villa Inflamable y algunas empresas que no se adaptaron a los cambios tecnológicos y siguen contaminando sin ningún control. O en sus calles sin desagües o de todo un barrio sin cloacas ni agua ni pluviales.

 Todo lo expuesto describe la contradicción entre grandes obras de infraestructura que se festejan y se dice siempre que se piden “préstamos” para que paguemos todos los argentinos, que son para los más pobres, pero vemos que al final, no es así, que es infraestructura que se pide para los pobres pero en realidad es para los más pudientes. Así ocurrió entre la villa 31 y el Riachuelo con el caño colector Costa Salguero Dock Sud, así se verifica con querer instalar en la CABA barrios naúticos ahora que parece tienen financiados las cañerías por abajo ya están pensado nuevos emprendimientos ribereños, mientras que la Cuenca Riachuelo aún espera, la organización y los medios de comunicación populares para la transformación y el control de la cuenca son la esperanza, así como nuevos técnicos y profesionales universitarios preparados y comprometidos para asesorar a esa ciudadanía que todavía está muy sola y espera.

GUSTAVO CAÑAVERAL

.


 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 


LEA TAMBIÉN...


PROYECTO VIVO
RIACHUELO CORREDOR TURISTICO PRODUCTIVO RIBEREÑO


DOCUMENTO: "DESDE EL RÍO: Organización Popular para la Transformación de la Cuenca Matanza-Riachuelo. El Riachuelo ¿Para qué? ¿Para quién? y ¿Con Quiénes?"

 

 JUEZ ARMELLA: 10 AÑOS SIN BARCOS EN EL RÍO 

 Otro año más sin navegación libre en la cuenca. Ya van 10, desde que la navegación en el Riachuelo fue prohibida por el juez Armella...


ACUMAR, VERGüENZA NACIONAL
La corrupción mata... es la ineficacia de los funcionarios que malgastan millones de pesos inútilmente mientras la población padece en... 

LA CORTE, ACUMAR, LA NACIÓN Y LAS MENTIRAS
El diario LA NACIÓN miente y confunde. No hay ninguna familia beneficiada por ninguna política oficial. Habría 18.000 familias felices algún día...


OTRA AUDIENCIA, OTRA VEZ ACUMAR, OTRA VEZ NADA
La Corte Suprema de Justicia había designado en julio de 2008 al juez Luís Armella , titular del Juzgado Federal de...


LA INSOPORTABLE LEVEDAD DE ACUMAR


GLADYS GONZÁLEZ, LA CONTAMINADORA


ACUMAR RECOMIENDA: "NO CORRAS, NO EMPUJES, NO GRITES"


ACUMAR y Las Letanías del Doctor PONCIO PILATOS


LA CONTAMINACIÓN DE VILLA INFLAMABLE LLEGÓ A EUROPA





   
 
 


 

 

1 comentario:

Adolfo Rossi dijo...

Hace ya muchos años que en el blog Proyecto Riachuelo, damos nuestra opinión sobre los procederes, trabajos y funcionarios que los llevan adelante, no abundare sobre cada uno, ni sobre cada etapa, quién quiera verlo, lo podrá hacer en Proyectoriachuelo.blogspot.com, siempre a disposición.
En cuanto a esta nota 13 años causa Matanza – Riachuelo, más allá de sus deseos, solo puede aportar buenas intenciones, pero me obliga a volver sobre la inutilidad de la CSJN, los jueces, los trabajos realizados y en ejecución, los funcionarios anteriores y actuales, aún a costa de los casi cuatro mii millones de dolares invertidos al efecto a la fecha, ahí voy:
Corria el año 2012 el PISA descubría con estupor que el Riachuelo no fluia, no abundaré sobre datos conocidos, que nos llevaron a enfrentar las SEPAS, a discutir con el entonces Dr. Villa Uria, a exponerlo una y otra vez, via el blog o en reuniones con supuestos especialistas, lo falso de cada uno de sus argumentos la imposibilidad de avanzar en el saneamiento, más allá de otras causas, en un cauce endorreico admitido oficialmente,
“El Riachuelo fluye de 3 a 5 m3/seg, manifestaron, eso con el Plata en bajante pronunciada o bien con creciente el agua entraba en el Riachuelo.
Por eso al no fluir solo rebasa por permeabilidad yendo a tierras lideras.
No fluye hace casi 230 años pero del tema no se habla, haría caer toda la estanteria de afirmaciones pseudo científicas, que van desde su limpieza al dragado del mismo, así todo continua en los mismos inútiles objetivos.
Esto rige para todos incluidos aquellos que persisten en sus delirios de dragado, que solo dejaria un pasivo monstruoso,
No fluye pero seguimos hablando como si ocurriese, año tras año, siempre en lo mismo, de la realidad nada, porque en la realidad no fluye.
Solo podemos pedir que no se nos ocurra demostrar que si sabemos dragar con el riachuelo, aunque no esta descartado, asi todos podrían ir a ver desde los puentes la remoción de los barros envenenados, porque valdrá la pena el sacrifico de la salud, ya que EL RIACHUELO, DRAGADO, PROLIJO, EDUCADO, SIN EFLUENTES INDUSTRIALES, NI BARROS HUMANOS, como aseguran algunos, SEGUIRA SIN FLUIR

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

TODO INCENDIO ES ECONÓMICO POLÍTICO

CHUBUT RESISTE

TODO EL APOYO Y ABRAZO A LA LUCHA DEL PUEBLO DE CHUBUT

El pueblo de Chubut, decidió por su SOBERANIA:

Sus campesinos, artesanos, comerciantes, el pueblo todo, esta a favor de una vida armonica con la tierra y el agua, en defensa de la misma.

Han expresado en público con sus marchas, encuentros, reuniones, manifestaciones, su intención de defenderla, ejerciendo la soberania que otros vienen a mancillar, con proyectos ajenos al interés del Pueblo.

Proyectos que intentan envenenar las aguas, ocupar la tierra con emprendimientos inmobiliarios o para la megamineria y sus efectos destructivos sobre vidas y bienes de los habitantes.

Proyectos con brutal carga de racismo, que privilegian canchas de esquí a lo decidido soberanamente por el pueblo, intentando engañar al entero país vía su prensa mercenaria y una dirigencia que solo atiende a sus propios intereses.

POR TODO ESTO VAYA EL APOYO Y ABRAZO AL PUEBLO DE CHUBUT

¡VIVA EL PUEBLO DE CHUBUT HACIENDO PATRIA!

MENDOZA