martes, 17 de diciembre de 2019

VILLA INFLAMABLE SIGUE ABANDONADA




Al sur de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, junto al Polo Petroquímico de Dock Sud, en Avellaneda, se encuentra el barrio de Villa Inflamable

¿Por qué pasan los años y los pobladores siguen cada día más contaminados, las empresas petroleras depredan el ambiente, y los funcionarios municipales no accionan en defensa de los más débiles?

Villa Inflamable es objeto de investigación a nivel internacional por el triste rol de protagonizar el lado más oscuro del desarrollo industrial argentino, puntapié inicial de un proceso judicial que involucra a uno de los 10 lugares más contaminados del mundo, la Cuenca Matanza – Riachuelo, y que afecta a millones de personas...




El abandono de Villa Inflamable: “Nos sentimos presos de una causa que lleva once años

Protagonista del lado más oscuro del desarrollo industrial argentino, entre la pobreza y la contaminación, Villa Inflamable se resiste a caer en el olvido. “Lo que necesitamos es la urbanización para vivir dignamente”, señala Claudia Espínola, dirigente barrial.

Entre noviembre de 2002 y marzo de 2003 se llevó adelante el Plan de acción estratégico para la gestión ambiental sustentable de Dock Sud, un estudio realizado por el Municipio de Avellaneda junto a la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación y la Subsecretaría de Política Ambiental de la provincia de Buenos Aires, con fondos de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA).

El estudio incluía el análisis de un componente de salud en la evaluación ambiental del Polo Petroquímico cuyo objetivo era conocer el impacto y los efectos de la exposición a algunos de los contaminantes presentes en el ambiente en niños de edad escolar. Se tomó como población objetivo a Villa Inflamable, barrio que linda con el Polo Petroquímico, y como caso testigo a Villa Corina, a 12 kilómetros de distancia.


ANTECEDENTES: 

Según los resultados obtenidos, “en todos los niños estudiados hay niveles cuantificables de plomo en sangre y se encontraron niveles excedidos en el 50 % de los casos en Villa Inflamable y 17 % en Villa Corina”.

 “La segunda sustancia (después del plomo) en término de los casos excedidos fue el ácido trans trans mucónico, siendo mayor el porcentaje de excedidos sobre la población encuestada en Villa Corina que en Villa Inflamable.

Esto es compatible con los resultados de calidad del aire ya que el promedio de benceno es mayor en Villa Corina que en Villa Inflamable”. “Existe un mayor porcentaje de enfermedades y sintomatologías respiratorias, dérmicas y neurológicas en Villa Inflamable que en la población testigo”. “En pruebas psicométricas se encuentran resultados más desfavorables en Villa Inflamable”. “El 38,9 % presentó cromo en la orina” y “el 10 % en ambas villas presenta niveles que supera los valores de referencia”. “El promedio de niveles de tóxicos que supera los límites de referencia es mayor en Villa inflamable para todas las sustancias, siendo la diferencia estadísticamente significativa para plomo”. “El 88 % presentó metabolitos del tolueno (ácido hipúrico)”.


Estos resultados dispararon la alarma en la población, lo que llevó al desarrollo de un proceso judicial –la megacausa Beatriz Mendoza, Cuenca Matanza Riachuelo- que desembocó en 2008 con la creación por resolución de la Autoridad de Cuenca Matanza Riachuelo (Acumar), cuyo objetivo es el saneamiento de dicha cuenca y del río que le da nombre. Casi una década después, entre junio y agosto de 2017, la Dirección de Salud y Educación Ambiental de Acumar realizó una Evaluación Integral de Salud Ambiental en Áreas de Riesgo (EISAAR) en Villa Inflamable. Los resultados de la evaluación arrojaron la siguiente información:

• Respecto a los servicios de agua para consumo y de desagüe cloacal, en Villa Inflamable se observó una gran proporción de hogares sin acceso a dichos servicio.

• Los informantes clave señalan que no hay acceso a la red de gas, sino que utilizan gas envasado, y en relación a la red eléctrica existen conexiones informales, lo que produce cortes de luz, incendios, episodios de electrocución, etc.

• Los entrevistados señalan que hay polvo, humo y fuertes olores provenientes por un lado de la quema de cables y de basura, y por otro de la actividad fabril de la zona, y una planta de tratamiento de residuos. Pero la causa principal es el polo petroquímico (y la connivencia gubernamental y judicial)

• En relación al manejo de los residuos y efluentes líquidos, todos los entrevistados describen que tiran la basura en volquetes y que es recolectada dos veces por semana. Destacan que la frecuencia no es suficiente.

• Los problemas de salud referidos con mayor frecuencia fueron tos o dificultad para respirar (19,4 %), seguido por los problemas dermatológicos (9,8 %) y las diarreas (8,4 %).

• Se encontró asociación entre no tener baño y haber presentado parásitos o diarreas (tres o más episodios en el último año). También se encontró asociación entre no tener agua de red y haber tenido diarreas (tres o más episodios) o problemas dermatológicos en el último año.

• También debe señalarse la EISAR realizada en 2012 por Acumar en la que se registraron 237 niños, 4 embarazadas y 38 mayores de 6 años, con valores de plomo (de muestras capilares) por encima de los valores de referencia.

• En el marco de la EISAAR, entre junio y julio de 2018 se tomaron muestras de sangre para dosaje de plombemia (concentración de plomo en sangre) a 269 personas (139 niños menores de 6 años, 1 mujer embarazada y 129 personas que se presentaron de manera espontánea) y 31 pacientes tuvieron concentraciones de plomo en sangre por encima del nivel de referencia (27 niños y 4 adultos).

• Los 31 pacientes se encuentran en seguimiento por el equipo de toxicología de la DSyEA, junto con 33 pacientes que continúan en seguimiento desde el relevamiento EISAR del año 2012 y que continúan presentando concentraciones de plomo en sangre por encima de los niveles de referencia.


→ Necesidades básicas insatisfechas
→ agentes contaminantes críticos
→ riesgo hídrico 
→ pasivos ambientales

En Villa Inflamable el porcentaje de hogares con necesidades básicas insatisfechas (NBI) es casi el triple que el total de la Cuenca Matanza Riachuelo. Todas las categorías de NBI presentan valores por encima del promedio de la cuenca. Las necesidades básicas insatisfechas son: hogares con hacinamiento crítico, viviendas de tipo inconveniente, hogares sin baño, niños en edad escolar que no asisten a ningún establecimiento educativo, jefes de hogar con educación primaria incompleta.

→ En las cercanías del barrio en estudio se hallan un total de 21 establecimientos declarados agentes contaminantes, nueve críticos (seguimiento particular) y doce no críticos. Entre los establecimientos críticos se encuentran:  

• Shell Cía. Argentina de Petróleo SA, • Petrobras Argentina SA, • Destilería Argentina de Petróleo SA, • Petro Río Compañía Petrolera SA, • Energen SA, • Central Dock Sud, • Meranol SACI,   • Tri-Eco SA y • Cooperativa de Trabajo Decosur Limitada.

Otra característica de Villa Inflamable es el riesgo hídrico. Según el Informe Final del EISAAR presentado en abril de 2019, “en relación al riesgo hídrico, Villa Inflamable se encuentra a menos de 30 metros de un curso de agua y a menos de cinco metros por debajo del nivel del mar. En el análisis de riesgo social de Urbanizaciones Emergentes elaborado por la Dirección de Ordenamiento Territorial (DOT) la zona fue catalogada como inundable dado que se encuentra por debajo de la cota mínima de inundación”.


Otro problema es el de los pasivos ambientales, definidos por la Dirección de Ordenamiento Territorial de Acumar como “aquellos sitios en los que se desarrollaron actividades, ya sea de carácter público o privado, que han provocado deterioros en los recursos naturales y de los ecosistemas, representando un riesgo permanente y/o potencial para la salud y la integridad física de la población y han sido abandonados por los responsables ante la Ley, convirtiéndose en una deuda ambiental”. Según el Informe Final del EISAAR, “en un radio de 2.000 metros se localizan doce antiguas industrias catalogadas como pasivos ambientales; tres de ellas se dedicaban a la fabricación de productos de hornos de coque, fabricación de productos de la refinación del petróleo y fabricación de sustancias químicas básicas”.


ENTREVISTA
Claudia Noemí Espínola, dirigente barrial de Villa Inflamable:

“Nos sentimos presos. Además de ser víctimas, nos sentimos presos de una causa que lleva 11 años”. Claudia vive en Villa Inflamable desde hace 16 años, “pero nací en Avellaneda y viví en isla Maciel, Dock Sud, siempre en esta zona”.

¿Y cuándo asumiste la responsabilidad de hacer frente a las problemáticas de Villa Inflamable?

“En 2009 nos organizamos como asociación civil, Sembrando Juntos. Pero empecé en el año 2007 con tareas comunitarias, cuando Beatriz Mendoza se desempeñaba como trabajadora social del área de salud, acá en la salita, la unidad sanitaria del barrio. Estaba el tema de la contaminación de los chicos, que se enfermaban. Ya estaban los resultados de los estudios de los japoneses, de JICA, que habían dado lo de los chicos con plomo en la sangre y anemia. Pero también se quería tratar el tema de la parasitosis, entonces se hizo una campaña en todo el barrio que se llamaba Chau Lombriz. Yo escuché eso, y que daban un incentivo, entonces entré más que nada por el incentivo, y dije “bueno, es una ayuda”. Esa fue mi primera experiencia. Casa por casa iba dándole el remedio a los chicos para los parásitos, tomando notas. Luego hubo otro trabajo social que fue de facilitadores, para poder llevar información al municipio en temas específicos de salud, del barrio. Ahí también me capacité”.

“Y ahí me empezó a nacer el tema del compromiso y de saber de qué se trataba este tema de “la causa”, que en ese tiempo escuchábamos todos de oído. Íbamos a los talleres de la salita que daba Beatriz Mendoza y se tocaban los temas de salud, pero no se tocaba el tema de “la causa”, que escuchábamos todos los vecinos y hablábamos entre nosotros, pero no sabíamos de qué se trataba. Incluso Beatriz Mendoza me dice “dentro de poco va a haber una audiencia” y yo me decía “¿y de nuestra parte quién va?”, porque yo tenía entendido que cuando hay causas, denuncias, demandas, tendrían que estar todas las partes. Entonces empezamos a investigar, a movernos. Algo teníamos que hacer. “Esta es una mesa de salud”, decía Betty. “Tendría que haber una mesa de justicia, derecho o algo, para tratar esos temas”. Entonces yo le dije que, si hablamos de salud y nos inundamos, no tenemos agua, no tenemos cloaca y está la contaminación de las empresas que nos afectó y estamos en este lugar por la causa, entonces creo que todo tiene que ver con todo”. Ahí fue cuando empezamos a activar y motivarnos, con mis compañeras con las que somos puesteras de agua y empezamos a hablar. Ellas me decían, “bueno Claudia, fíjate vos, que sos la más interesada, nosotras te apoyamos”.

“Ahí en una reunión conocí a Débora Swistun, una vecina del barrio, antropóloga, que escribió el libro Inflamable: estudio del sufrimiento ambiental (2008). Ella cuenta las primeras problemáticas y primeros pasos, lo de los japoneses, las petroleras y todo lo demás. Después ella como que lo dejó ahí, lo plasmó todo en un libro y lo dejó el tema ahí. Entonces, luego vinimos nosotros, lo continuamos. En ese tiempo Beatriz también hizo la denuncia. Beatriz Mendoza y otros, se llama la causa. Después el juez juntó todo con el tema de la cuenca y decidió dejarlo como Beatriz Mendoza – Cuenca Matanza Riachuelo. Ella se sentía muy mal por todas las veces que venía, que venía todos los días al barrio. Se hizo estudios y salió con varios componentes químicos en sangre y ahí empezó todo, más otros vecinos que se empezaron a juntar. Quedó como causa Beatriz Mendoza y 25 familias más, así empezó la causa. Después la megacausa”.

“Y nosotros en ese tiempo sentíamos la necesidad. Yo al hacer todos esos relevamientos me empecé a preocupar e involucrarme. Veía que la gente no entendía qué era la causa. Estábamos en la causa como personas, como individuos, pero no sabíamos qué teníamos que hacer. Nos indignábamos porque se tomaban decisiones de las que nos enterábamos a oídas: “Inflamable se va a relocalizar”, “Inflamable no puede entrar materiales. Lo prohibió el juez”. Y nosotros empezamos a decir: “¡Pará, no! ¿No tenemos derecho a entrar materiales, a construir nuestras viviendas? Estamos en una causa que no entendemos bien de qué se trata”. Es como que, si el Gobierno tardó en darse cuenta y reaccionar sobre el tema ambiental, nosotros mucho más. No entendíamos. Sentíamos los olores, todas las cosas que largaban las empresas y no solo nosotros sino también Dock Sud, La Boca, Dominicos, Sarandí, todo alrededor. Incluso Puerto Madero. Vos te paras en la esquina y ves Puerto Madero. Ellos también deberían estar reclamando, porque les llega la nube tóxica”.



PLANOS Y ESTUDIOS DE PROYECTO RIACHUELO
LOS ARQUITECTOS GUSTAVO CAÑAVERAL Y ADOLFO ROSSI 
HAN SIDO PARTÍCIPES CONSTANTES EN EL ANÁLISIS 
DE LA PROBLEMÁTICA DEL BARRIO JUNTO A LOS VECINOS.




LEA TAMBIÉN...













NOTAS RELACIONADAS...



ACUMAR montó una enorme escenografía como parte de su plan de Mercadotecnia Electoral. Movilizó obreros y maquinaria vial, tractores ...




Desde Proyecto Riachuelo, sostenemos que tanto el poder ejecutivo, como el legislativo y judicial de la Ciudad, están contaminados de...


GLADYS GONZÁLEZ y el INTENDENTE de LANÚS NÉSTOR GRINDETTI ♪ El tiempo pasa ... ♫   nos vamos volviendo sucios ... ♪♫


La atención sanitaria a la población vulnerable del Riachuelo se redujo en más del 60 por ciento...




No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

TODO INCENDIO ES ECONÓMICO POLÍTICO

CHUBUT RESISTE

TODO EL APOYO Y ABRAZO A LA LUCHA DEL PUEBLO DE CHUBUT

El pueblo de Chubut, decidió por su SOBERANIA:

Sus campesinos, artesanos, comerciantes, el pueblo todo, esta a favor de una vida armonica con la tierra y el agua, en defensa de la misma.

Han expresado en público con sus marchas, encuentros, reuniones, manifestaciones, su intención de defenderla, ejerciendo la soberania que otros vienen a mancillar, con proyectos ajenos al interés del Pueblo.

Proyectos que intentan envenenar las aguas, ocupar la tierra con emprendimientos inmobiliarios o para la megamineria y sus efectos destructivos sobre vidas y bienes de los habitantes.

Proyectos con brutal carga de racismo, que privilegian canchas de esquí a lo decidido soberanamente por el pueblo, intentando engañar al entero país vía su prensa mercenaria y una dirigencia que solo atiende a sus propios intereses.

POR TODO ESTO VAYA EL APOYO Y ABRAZO AL PUEBLO DE CHUBUT

¡VIVA EL PUEBLO DE CHUBUT HACIENDO PATRIA!

MENDOZA