ACTUALIZACIÓN

HOY ACTUALIZAMOS LA NOTA SOBRE EL POLÈMICO SOTERRAMIENTO DEL FERROCARRIL SARMIENTO: «LA GRAN ESTAFA DEL SOTERRAMIENTO»

sábado, 30 de julio de 2016

MM CONTRA EL HUMEDAL




No, no... MM no es Mauricio Macri... es Martiniano Molina, intendente de Quilmes... pero al final son de la familia.

Parodiando al genial Peter Greenaway, esta película se llama "El COCINERO, su  DESIDIA, los NEGOCIOS y las INUNDACIONES". 





BRUTAL DESMONTE DEL BOSQUE NATIVO EN EL HUMEDAL DE BERNAL

«El domingo 17 de julio del 2016 nos encontramos con la destrucción de más de 4.000 metros cuadrados de bosque nativo con árboles centenarios, entre ellos Talas y Ceibos y Curupíes. Área protegida por la Ley Nacional de bosques nativos 26.331. Este sendero formaba parte de nuestras caminatas habituales, era la entrada a la zona del humedal atravesando nuestro querido cañaveral. Denunciamos y responsabilizamos al municipio de Quilmes por permitir el atroz desmonte realizado y por seguir permitiendo el relleno del humedal.

»Exigimos que el OPDS cumpla con su función de controlar esta alarmante situación, y restaure el daño causado. Exigimos que se persigan legalmente a los responsables de este brutal delito ambiental e instrumente las medidas necesarias para su inmediata remediación.

»Convocamos a lxs vecinxs a ser parte de la protección del último pulmón verde de la zona, digamos juntxs ¡PAREN EL DESMONTE!»







«El Secretario de Servicios Públicos de la Municipalidad de Quilmes Oscar García, es responsable del desmonte del bosque nativo de Bernal.

»Ante el programa de radio Microfono Abierto Quilmes se refirió al brutal desmonte como un simple "desmalezamiento".

»Desde la asamblea No a la entrega de la Costa Quilmes-Avellaneda expresamos que no hace falta buscar otro lugar (como dijo el funcionario) para realizar estas actividades perjudiciales para el medio ambiente, sino que es necesaria una gestión integral de los residuos sólidos urbanos con participación de la comunidad».


Tenemos leyes que protegen nuestros bienes naturales, pero quienes son los encargados de velar por su cumplimiento son los mismos que las violan, en perjuicio de todos los habitantes.






Se esta rellenando el humedal que recibe el pluvial del centro de Bernal, parte del bosque nativo, que amortigua las inundaciones.

Una empresa de volquetes sigue rellenando la zona. Tras la violación de la faja de clausura de OPDS hace menos de dos meses (violación realizada por el mismo Municipio y la empresa de volquetes), el mismo organismo colocó un precinto en el portón de entrada al área para evitar que prosiga con su destrucción. No obstante, la empresa de volquetes sigue arrojando escombros y basura en la mas absoluta ilegalidad.





Precinto de OPDS - segunda clausura por violacion de faja de seguridad colocada hace menos de 2 meses. El Municipio de Quilmes y empresa de volquetes violan la clausura. — en Reserva Natural de Bernal- Camino del Humedal calle colectora de la Au. Bajada Bernal.







El negocio inmobiliario de Techint en Quilmes-Avellaneda que amenaza con nuevas inundaciones

La franja costera de toda la ribera de Buenos Aires hacia el lado sur, desde el riachuelo hasta Punta Indio, contiene áreas verdes que constituyen los últimos reservorios de biodiversidad en la provincia y generan servicios ambientales para toda la comunidad, cerca del 2% de toda su superficie.

Más específicamente, en la costa de los distritos de Avellaneda y Quilmes el área fue declarada varias veces Reserva Natural Municipal. En la zona de Quilmes y Bernal, las dos Ordenanzas vigentes son la 8255/98 y 9348/02. Y Actualmente peligra a causa de intereses económicos inmobiliarios y la negligencia política, que con la acción y omisión del Estado, persigue intereses explicitos que garantizan y perpetúan el beneficio de una clase, expresado en el modo de producción del sistema imperante.

Toda la costa desde Quilmes hasta el límite con Avellaneda “no tocada por el hombre” fue declarada Reserva Natural Municipal en 2002 gracias a la lucha popular por cierre del CEAMSE, con el objetivo de amortiguar la contaminación de este relleno sanitario, prevenir inundaciones y conservar el ambiente de selva marginal y humedades parte demuestra identidad cultural. Pero ya en 1998 se había estipulado que todo el frente costero de Bernal sería considerado Zona de Reserva y fue llamada “Los Sauces”. También la franja costera de Avellaneda fue declarada, pero la presión de Techint y la complicidad política hicieron que se rezonificara en 2008 (cambio de categoría de la zona para hacerla compatible con el emprendimiento inmobiliario), con fuerte represión de los manifestantes dentro y fuera del recinto legislativo. El mismo Techint fue parte de la gestión negligente del CEAMSE (mediante SYUSA), iniciado en la última dictadura cívico-militar, que implicó la contaminación del suelo y las napas de agua con metales pesados durante más de 25 años, junto con la apropiación de tierras fiscales. El mismo que ahora nos quiere vender el “progreso”.

Los negociados con los recursos naturales que se dan en otras provincias a partir de la soja o la mega-minería, en Buenos Aires se realizan a partir de los mega-emprendimientos inmobiliarios. Las empresas, en complicidad con los funcionarios públicos, compran a precio vil tierras públicas, como los márgenes de ríos y lagunas, para instalar complejos urbanísticos cerrados, una idea proveniente de los complejos habitacionales yankys, que actualmente allí son fuertemente cuestionados por sus impactos sobre el ambiente y la segregación social que generan al crear “ciudades aisladas”, desgajadas del tronco de la ciudad. Es decir, ¡nos venden una idea de "modernidad y urbanismo" caducada, que ya en su país de origen no se hace!

Martiniano Molina, el nuevo intendente quilmeño por “Cambiemos”, viola la Ley de Bosques que estipula que están prohibidos los desmontes hasta que no se determine el mapa de bosques de la provincia.

La gestión actual, lejos de cambiar, perpetua y exacerba el modelo extractivista con ferocidad. Uno de los ejemplos más contundentes se refleja en la eliminación de las retenciones a las mineras y a las exportaciones agrícolas, beneficiando claramente a las trasnacionales.

EL HUMEDAL DE BERNAL es un espacio natural que cumple un servicio ambiental indispensable: amortigua las inundaciones y los vientos huracanados, además de refrigerar el aire y depurar el agua que después tomamos; es decir, hace habitable la ciudad, evitando tragedias como las inundaciones de La Plata, Luján y CABA. Todas tragedias evitables que constituyen verdaderos crímenes sociales por la especulación inmobiliaria de empresas privadas y funcionarios públicos. Tragedias que se pretenden amortizar desde un discurso falaz, instalando la idea del cambio climático, escindido por completo de las acciones políticas-institucionales.







No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...